MedicinABC

1 oct. 2012

Nuevo compuesto capaz de oxigenar tejido isquémico está siendo testado en pacientes.

MP4OX. Imagen cortesía Sangart
El compuesto MP4OX está diseñado para ayudar en la recuperación de pacientes con mayores pérdidas de sangre. La sustancia está creada a base de hemoglobina que se recupera de productos sanguíneos caducados de los bancos de sangre. Se administra al lado de concentrados de hematíes ya que no sustituya las transfusiones sino abre las vías de perfusión en el tejido y le da un "empujón" de oxígeno.


El MP4OX, o oxygenated polyethylene glycol-modified hemoglobin (hemoglobina modificada oxigenada) como es su nombre entero en inglés, está siendo testado en 56 centros situados en todo el mundo. El financiador del ensayo es Sangart, una compañia farmacéutica estadounidense que desarrolló el compuesto.


Elaborado a partir de productos sanguíneos caducados


La hemoglobina es la molécula en los glóbulos rojos encargada de transportar oxígeno a los tejidos, órganos y músculos. Si una persona pierde mucha sangre debido a un trauma, no hay suficiente volumen de líquido en los vasos sanguíneos para mantener una circulación estable ni suficiente hemoglobina para abastacer las células de oxígeno. El resultado es una hipoxia que con el tiempo lleva a la muerte de las células.

Para evitar la muerte del tejido y el fallo de los órganos, a estos pacientes se suelen administrar soluciones salinas (entre otros) para sustituir el volumen de sangre que se perdió y concentrados de eritrocitos. 

Hecho a base de hemoglobina, MP4OX interactúa en la recuperación del tejido que está muriendo por causa de la falta de oxígeno. Por su tamaño molecular alcanza las regiones inaccesibles para los eritrocitos y está diseñado para liberar su oxígeno especialmente a tejido isquémico. Es capaz de reabrir las vías de circulación para promover la eficacia de  las transfusiones sanguíneas. 

Cada administración del compuesto consiste de una infusión de tan sólo 250ml, así que es claro que no puede sustituir el cuidado estándar que se aplica en estos casos.


Primer estudio grande


Ya ha sido testado en un estudio inicial que embarcó 50 personas. Los resultados fueron prometedores, así que se inició el ensayo actual (se trata de un ensayo multicéntrico aleatorio controlado con sistema de doble ciego) en el que están participando unos 360 pacientes en todo el mundo y que es mucho más controlado para evitar errores.

Una gran ventaja de la sustancia es que, aunque está creada a base de productos sanguíneos, no presenta ningún riesgo de infección ni de reacciones adversas como las que pueden occurir a causa de una incompatibilidad sanguínea. Al menos lo dicen sus creadores y el estudio inicial lo confirmó. 

El fin del ensayo actual es comprobar la inocuidad de la sustancia y su eficacia, es decir comprobar que los pacientes que recibieron la infusión con MP4OX sufren menos consecuencias de hipoxia como el fallo de órganos y, al final, viven y salen más rápido del hospital - con mejores resultados.


Fuentes:

BBC News
U.S. Clinical Trials
Sangart


Acerca del Autor:

Dorina Ferrario es la fundadora de MedicinABC y estudiante de Medicina Humana en la Universidad Humboldt de Berlín. Su reto es conseguir la difusión de información médica gratuita y de calidad a sus lectores. Bloguera en formación continua para una continua difusión de información. Sígue MedicinABC en Twitter.